Última hora
This content is not available in your region

Chile | Explosión de contagios en Valparaíso tras la avalancha de turistas durante el verano austral

euronews_icons_loading
Valparaíso, Chile.
Valparaíso, Chile.   -   Derechos de autor  Euronews vía AFP
Tamaño de texto Aa Aa

Reconocida por sus playas y sus pintorescas calles llenas de visitantes. Valparaíso es la joya turística de Chile, pero en las últimas semanas se ha convertido más bien en una pesadilla. La región sufre un explosivo aumento de contagios de COVID-19. Más de 70 000 casos y 2 000 fallecidos.

Durante el verano austral, Valparaíso sufrió una avalancha de turistas después de que el Gobierno Sebastián Piñera haya autorizado un permiso de vacaciones después de que los casos comenzaran a disminuir desde finales de diciembre, aunque manteniendo las medidas sanitarias básicas. Sin embargo, en ciudades como Viña del Mar, los turistas eran vistos sin mascarilla y sin respetar el distanciamiento físico.

"Creo que fue una irresponsabilidad que hayan dejado que los turistas vengan para acá, para Viña", expresó Pia Hidalgo, residente de Viña del Mar.

Los balnearios como Viña del Mar, hogar del festival más importante de América Latina, volvieron a ser el destino más cotizado de la región. Los restaurantes y cafés estuvieron desbordados de turistas. Ahora son los hospitales que no sen dan abasto. Se registran más de 8 000 contagios cada día en todo el día , cifra por encima a las registradas en la primera ola.

"Nosotros creemos que este aumento [de casos de Covid-19] se relaciona directamente con varios factores, pero uno de ellos, con el permiso de vacaciones que permitió que una importante cantidad de personas se movilizaran a comunas de nuestra región en lo que era un ambiente, un espíritu festivo, un espíritu de descansar, de evadirse, de desconectarse después de un año muy malo", detalló a la AFP Ignacio de La Torre, presidente del Colegio Médico de Valparaíso y pediatra del hospital Van Buren, el más importante de la región.

La fragilidad de Valparaíso: no cerrar pero tampoco abrir

Las vacaciones le han salido caras a Valparaíso. La situación ha obligado a ajustar las medidas sanitarias, lo que se traduce en más pérdidas para el sector comercial que representa cerca del 30% de la economía chilena. Asimismo, la región aún no se ha recuperado del descalabro económico de las protestas de 2019.

"Cuando partió [inició] la pandemia el año pasado, el 20 de marzo, cuando se decretó el cierre total de los locales de restaurantes fue un duro golpe para nosotros los emprendedores gastronómicos. Yo venía de otro restaurante en [el barrio] Cerro Concepción, que tuvimos que cerrar el restaurante por el mismo motivo: ya no habia público", expresó Mariano Muñóz, gerente de Restaurante.

Algunos hosteleros que agradecen la apertura durante el verano, dicen que ha sido un balón de oxígeno. Desde lo económico, el permiso de vacaciones posibilitó que el sector hotelero alcanzara una ocupación del 50% durante el verano, mientras que los restaurantes y cafés atendieron en terrazas al aire libre y aprovecharon el delivery. Aunque los médicos ha sido el último escalón para llegar al colapso.

Más de siete millones de personas en Chile ya han recibido al menos una dosis de las vacunas disponibles, en un rápido proceso de inoculación que se desarrolla en paralelo al brusco incremento de los contagios.