This content is not available in your region

El primer vuelo comercial desde Saná aumenta las perspectivas de paz en Yemen

Access to the comments Comentarios
Por Reuters
El primer vuelo comercial desde Saná aumenta las perspectivas de paz en Yemen
El primer vuelo comercial desde Saná aumenta las perspectivas de paz en Yemen   -   Derechos de autor  Thomson Reuters 2022

SANÁ – La aerolínea nacional de Yemen operó el lunes su primer vuelo comercial en años desde la capital, Saná, aumentando las esperanzas de que se renueve la tregua mediada por la ONU en un conflicto de siete años que ha enfrentado a una coalición liderada por Arabia Saudí contra la insurgencia hutí, apoyada por Irán, y ha puesto en peligro la seguridad en Oriente Medio.

Los cañones de agua rociaron la pista de aterrizaje del aeropuerto de Saná, mientras un avión de la compañía nacional Yemenia aterrizaba con el telón de fondo de los edificios destruidos que rodean el aeródromo.

Decenas de yemeníes, entre ellos pacientes que esperaron años para recibir tratamiento médico, pasaron por los controles de seguridad en la terminal del aeropuerto, desierta desde 2015, cuando la coalición intervino en la guerra civil de Yemen después de que los hutíes derrocaran al Gobierno reconocido internacionalmente el año anterior. La coalición controla el espacio aéreo y los mares de Yemen.

“Hemos esperado este viaje durante tres años. Debido al estado de salud de mi padre, no podíamos llevarlo por tierra a Adén. Alabado sea Dios, el alivio ha llegado”, dijo Ismail al-Wazzan antes de embarcar en el vuelo con su padre, sentado en una silla de ruedas

El vuelo tenía como destino Amán, en Jordania.

La tregua de dos meses entró en vigor el 2 de abril y se ha respetado en gran medida, pero la reanudación de algunos vuelos pactados en el marco de la tregua se estancó, después de que el Gobierno respaldado por Arabia Saudita insistiera en que todos los pasajeros de Saná presentasen pasaportes emitidos por el Gobierno. Ante la presión de la comunidad internacional, el Gobierno acordó la semana pasada permitir a los titulares de pasaportes emitidos por los hutíes viajar fuera de Yemen.

Naciones Unidas está buscando la extensión de la tregua a nivel nacional, el primer alto el fuego en la guerra desde 2016, a fin de despejar el camino para negociaciones políticas más amplias para poner fin al conflicto, que ha matado a decenas de miles de personas y causado una crisis humanitaria.

El acuerdo de tregua incluyó el cese de las operaciones militares ofensivas, permitiendo la importación de combustible a los puertos controlados por los hutíes y algunos vuelos desde Saná. Los vuelos facilitarán las conversaciones por separado sobre la reapertura de las carreteras en la región de Taiz, fuertemente disputada.

“El despegue del primer vuelo comercial desde el aeropuerto de Saná en casi seis años es un paso adelante hacia una paz duradera para Yemen”, dijo en un comunicado Erin Hutchinson, directora del Consejo Noruego para los Refugiados en Yemen.

En el principal hospital de Saná, otras personas tuvieron que esperar al siguiente vuelo que se espera para el miércoles

El hijo de Mohamad al-Hababi no pudo hacer una reserva a pesar de su estado crítico.

“Este es mi hijo Ahmad. El 10 de abril lo llevamos a un hospital de Dhamar (norte), y luego al hospital alemán de Saná. Ha estado en coma durante más de un mes”, dijo Hababi.