This content is not available in your region

Trump sabía que sus seguidores iban armados a marchar al Capitolio, según una exasesora

Access to the comments Comentarios
Por Manuel Terradillos  & Evelyn Laverick
euronews_icons_loading
Cassidy Hutchinson, exasesora de la Casa Blanca, declarando ante el Congreso sobre el asalto al Capitolio
Cassidy Hutchinson, exasesora de la Casa Blanca, declarando ante el Congreso sobre el asalto al Capitolio   -   Derechos de autor  AP Photo

Donald Trump aleccionó a sus seguidores, sabiendo que estaban armados, para que marchasen hacia el Capitolio con el objetivo de anular los resultados de las elecciones de 2020. Así lo ha declarado Cassidy Hutchinson, en la que ha sido la primera vez que un exasesor de la Casa Blanca ha testificado en la audiencia del Congreso sobre el ataque del 6 de enero. 

Según Hutchinson, Trump incluso había ordenado que se retirasen los detectores de armas en un mitin celebrado la mañana de ese mismo día.

"Estaba cerca de una conversación en la que escuché al presidente decir algo como: "no me importa que tengan armas. No están aquí para lastimarme. Deja entrar a mi gente y pueden marchar al Capitolio desde aquí. Deja entrar a la gente. Quita los detectores"", dijo Cassidy Hutchinson, quien fuera asesora del jefe de gabinete de la Casa Blanca Mark Meadows.

Escuché al presidente decir algo como: "no me importa que tengan armas. No están aquí para lastimarme. Deja entrar a mi gente y pueden marchar al Capitolio desde aquí".
Cassidy Hutchinson
Exasesora de la Casa Blanca

Hutchinson también reveló que incluso antes del 6 de enero, Trump y sus asesores eran conscientes de que las cosas podrían volverse violentas: "Regresé a nuestra oficina y encontré al señor Meadows en su oficina en el sofá. Estaba revisando su teléfono. Recuerdo que me apoyé contra la puerta y dije: Acabo de tener una conversación interesante con Rudy y Mark, suena como que vamos a ir al Capitolio. No levantó la vista de su teléfono y dijo algo como: "Están sucediendo muchas cosas, Cass, pero no sé, las cosas podrían ponerse muy, muy mal el 6 de enero"".

El comité que investiga los hechos de 6 de enero, liderado por los demócratas, trata de averiguar si hay vinculación directa entre el expresidente Trump y los esfuerzos para evitar que el Congreso certificase los resultados de las elecciones de 2020.

Hasta ahora no había habido ningún testimonio de alguien que pudiera ofrecer un relato de primera mano de lo ocurrido los días previos y mismo día del asalto al Capitolio.