La policía británica investiga la paliza a un manifestante en el consulado de China

La policía británica investiga la paliza a un manifestante en el consulado de China
La policía británica investiga la paliza a un manifestante en el consulado de China Derechos de autor Thomson Reuters 2022
Por Reuters
Compartir esta noticiaComentarios
Compartir esta noticiaClose Button

Por Martin Quin Pollard y James Pomfret

17 oct - La policía británica está investigando la aparente agresión a un manifestante que fue grabado mientras varios hombres lo golpeaban tras arrastrarlo al interior del recinto del consulado chino en Manchester durante una manifestación contra el presidente Xi Jinping.

En las imágenes de vídeo publicadas por la BBC, un hombre con gorra negra y coleta fue arrastrado a través de una puerta hacia el interior del recinto consular, donde recibió patadas y puñetazos por parte de cinco hombres mientras yacía en el suelo.

También se pudo ver a un hombre de pelo gris con boina azul, gafas y bufanda agarrando al hombre por el pelo.

La policía presente en el lugar de los hechos acabó atravesando la verja y sacando al hombre.

La protesta del domingo tuvo lugar en el primer día del congreso del Partido Comunista de China, que se celebra en Pekín dos veces al año y en el que se espera que Xi obtenga un tercer mandato.

Antes se habían colocado varias pancartas de protesta frente al consulado, una de ellas con las palabras "El cielo destruirá al Partido Comunista Chino" y una caricatura de Xi con una corona, según las imágenes facilitadas a Reuters por un periodista independiente que se encontraba en el lugar.

En el vídeo de la BBC se ve cómo varios hombres del consulado, algunos con cascos y chalecos protectores, retiran varias pancartas y, durante un acalorado enfrentamiento con los manifestantes, agarran a un hombre y lo arrastran al interior del recinto del consulado.

"Los agentes estaban presentes y respondieron inmediatamente para calmar la situación. Las investigaciones están en curso en este momento para comprender todas las circunstancias", dijo a Reuters un portavoz de la policía del Gran Mánchester en un comunicado.

El Ministerio de Asuntos Exteriores británico no respondió inmediatamente a una petición de comentarios.

El consulado chino en Mánchester no ofreció respuesta inmediata a las peticiones de Reuters para que hiciera comentarios.

El portavoz del Ministerio de Asuntos Exteriores chino, Wang Wenbin, dijo a los periodistas en Pekín el lunes que no estaba al tanto de la situación, pero que las misiones chinas actuaban de acuerdo con los acuerdos diplomáticos internacionales.

"Las embajadas y consulados chinos en el Reino Unido siempre han acatado las leyes de su país de residencia, y también esperamos que la parte británica facilite el normal desempeño de las funciones de las embajadas y consulados chinos".

La seguridad en Pekín ha sido muy estricta en el periodo previo al congreso del partido, y la semana pasada la policía retiró de un paso elevado de Pekín unas pancartas poco habituales de protesta política, entre ellas una que pedía la destitución de Xi.

Alicia Kearns, miembro del gobernante Partido Conservador y nueva jefa de la Comisión de Asuntos Exteriores del Parlamento, dijo en Twitter: "El PCC no importará sus palizas a los manifestantes y la negación de la libertad de expresión a las calles británicas. El embajador chino debe ser convocado y si algún responsable ha golpeado a los manifestantes, debe ser expulsado o procesado".

Matthew Leung, periodista independiente presente en el lugar de los hechos y amigo del hombre golpeado, declaró a Reuters por teléfono que estaba "conmocionado" por el incidente.

El hombre golpeado había emigrado recientemente al Reino Unido desde Hong Kong, dijo Leung. Sufrió cortes y magulladuras en la cara, y acudió al hospital para recibir tratamiento.

El hombre no respondió de inmediato a una solicitud de Reuters para que hiciera comentarios a través de una aplicación de mensajería.

Hong Kong, controlada por China, se vio sacudida por protestas antigubernamentales en 2019, tras las cuales Pekín impuso una amplia ley de seguridad nacional que se ha utilizado para detener a demócratas destacados y cerrar grupos de la sociedad civil y medios de comunicación.

Compartir esta noticiaComentarios

Noticias relacionadas

Un militar estadounidense muere tras prenderse fuego por fuera de la embajada de Israel

Mapas de la guerra: Ucrania ha entorpecido las operaciones de Rusia en el mar Negro

El centroderecha favorito en las encuestas en las elecciones portuguesas