EventsEventosPodcast
Loader

Encuéntranos

PUBLICIDAD

Unión Europea y EE.UU. pactarán para favorecer a las fabricantes europeas de coches eléctricos

Ursula von del Leyen y Joe Biden, este viernes en Washington
Ursula von del Leyen y Joe Biden, este viernes en Washington Derechos de autor Andrew Harnik/Copyright 2023 The AP. All rights reserved
Derechos de autor Andrew Harnik/Copyright 2023 The AP. All rights reserved
Por Euronews en español con EFE
Compartir esta noticiaComentarios
Compartir esta noticiaClose Button
Copia/pega el link embed del vídeo de abajo:Copy to clipboardCopied

El acuerdo apalabrado podría impulsar el uso de minerales europeos para la fabricación de baterías de vehículos eléctricos. El pacto daría a las compañías europeas un tratamiento similar al que reciben ahora mismo las mexicanas, canadienses y estadounidenses.

PUBLICIDAD

Importante paso conjunto de Estados Unidos y la Unión Europea en materia comercial. Ursula von der Leyen y Joe Biden acordaron este viernes negociar pacto comercial sobre minerales con el que favorecer a las empresas europeas fabricantes de coches eléctricos. 

La propia presidenta de la Comisión Europea era la encargada de anunciarlo tras reunirse en el Despacho Oval de La Casa Blanca con el presidente estadounidense.

"Creo que para nosotros es muy importante que en este tema unamos nuestras fuerzas", decía Von Der Leyen. "Porque se trata de un asunto crucial para nuestro futuro, para luchar contra el cambio climático y limitar el calentamiento global. Así que es importante que unamos fuerzas, que seamos complementarios, que impulsemos las respectivas industrias de tecnología limpia en ambos lados".

La presidenta de la Comisión confirmaba igualmente haber encontrado junto a Biden algunas "soluciones" a las tensiones existentes a lo largo de los últimos meses en la relación transatlántica, tras la aprobación en Estados Unidos de la llamada Ley de Reducción de la Inflación (IRA, en inglés).

Un tratamiento similar

Cabe recordar que dicha ley incluye un paquete de ayudas de 370.000 millones de dólares (unos 350.000 millones de euros) para favorecer la transición energética, ofreciendo incentivos fiscales a aquellas empresas que fabriquen vehículos eléctricos con componentes elaborados en Norteamérica —Estados Unidos, Canadá y México—.

El acuerdo ahora apalabrado podría impulsar el uso de minerales europeos para la fabricación de baterías de vehículos eléctricos. El pacto daría a las compañías europeas un tratamiento similar al que reciben ahora mismo las mexicanas, canadienses y estadounidenses. 

Igualmente, la Unión Europea podría dejar de depender de China en el cada vez más importante sector de este tipo de vehículos. Las negociaciones para llegar a un acuerdo oficial, informan las partes, comenzarán "de inmediato".

Compartir esta noticiaComentarios

Noticias relacionadas

Los coches eléctricos chinos invaden el salón del automovil de Múnich

Ford se prepara para fabricar solo vehículos eléctricos y reduce el 11% de su plantilla en Europa

Biden evita pronunciarse sobre la guerra en Gaza durante la cena de corresponsales de la Casa Blanca