Un grupo de ancianas lleva a los tribunales al Gobierno suizo por el cambio climático

Los mayores suizos quieren hacer valer sus derechos básicos a la salud, para ellos y para la próxima generación.
Los mayores suizos quieren hacer valer sus derechos básicos a la salud, para ellos y para la próxima generación. Derechos de autor © Greenpeace / Ex-Press / Flurin Bertschinger
Por Rosie Frost
Compartir esta noticiaComentarios
Compartir esta noticiaClose Button
Copia/pega el link embed del vídeo de abajo:Copy to clipboardCopied

Un grupo de mujeres suizas lleva a su gobierno ante el Tribunal Europeo de Derechos Humanos (TEDH) por el cambio climático. Con una media de edad de 73 años, afirman que las políticas climáticas del país están poniendo en peligro su salud y sus derechos

PUBLICIDAD

Un grupo de mujeres suizas lleva a su gobierno ante el Tribunal Europeo de Derechos Humanos (TEDH) por el cambio climático. Con una media de edad de 73 años, afirman que las políticas climáticas del país están poniendo en peligro su salud y sus derechos.

KlimaSeniorinnen (Mujeres Mayores por la Protección del Clima) ha acusado al gobierno de vulnerar el derecho a la vida y a la salud de las ancianas. Tras una batalla de seis años y ser derrotadas en el Tribunal Federal, la máxima instancia judicial suiza, han elevado el caso al TEDH de Estrasburgo.

Suiza no niega que el cambio climático pueda afectar a la salud, pero argumenta que las emisiones no pueden vincularse específicamente a la salud de las mujeres mayores. Y afirma que la acción climática es una cuestión que deben decidir los políticos. La demanda se ha remitido ahora a los jueces de la Gran Sala, un tribunal reservado sólo para los asuntos más importantes.

El veredicto podría tener importantes repercusiones no sólo para los 46 Estados miembros del Consejo Europeo, sino para todo el mundo.

¿Por qué KlimaSeniorinnen lleva al Gobierno suizo ante los tribunales?

El 29 de marzo, miembros de KlimaSeniorinnen tomarán el tren de Suiza a Estrasburgo, en el noreste de Francia. Allí es donde su equipo jurídico, apoyado por Greenpeace Suiza, presentará su caso en una audiencia pública del TEDH.

El grupo sostiene que Suiza no está haciendo lo suficiente en materia de protección del clima y que la política climática del país es "claramente inadecuada" para el objetivo del Acuerdo de París de limitar el calentamiento global a 1,5℃.

Las denunciantes aseguran que si la respuesta de todos los países fuera la misma que la de Suiza, se produciría un calentamiento global de hasta 3℃ en 2100.

El dossier de pruebas científicas recopilado por KlimaSeniorinnen para apoyar su causa ilustra el impacto del cambio climático en la salud de las personas. Destaca que las personas mayores y las mujeres son especialmente vulnerables. En el juicio alegarán que Suiza ha infringido los artículos 2 y 8 del Convenio Europeo de Derechos Humanos. Estos dos artículos protegen el derecho a la vida y el derecho al respeto de la vida privada y familiar.

"El sistema político es demasiado lento"

Elisabeth Stern es uno de los miembros de KlimaSeniorinnen que viajan a Estrasburgo. Comenzó su activismo en los años setenta al darse cuenta de la relación entre el hambre en el mundo y el consumo excesivo en el Norte Global.

A partir de ahí, se interesó por el movimiento pacifista y, finalmente, por el movimiento por el clima tras una "llamada de atención" sobre los efectos del cambio climático de nuestro planeta en Zimbabue en los años noventa. Tras trabajar varios años para una empresa de financiación medioambiental, Elisabeth se jubiló.

"Cuando me jubilé, tenía muy claro que tenía que ser activista. No podía ser otra cosa", explica a Euronews Green. Así que se unió a las KlimaSeniorinnen, un grupo de mujeres de su edad que luchaban por la misma causa. Habían vivido los mismos acontecimientos políticos e históricos cruciales que ella y muchas habían dedicado toda su vida al activismo.

"Estas mujeres son toda una inspiración", explica. "Muchas de ellas tienen cuerpos frágiles, pero la mente muy clara. Además, fueron activistas toda su vida, empezando por el movimiento antinuclear y el movimiento feminista".

Y unirse al grupo le reveló incluso algunas cosas que la mujer de 74 años no se había dado cuenta de que eran posibles. **Habiendo crecido en un país muy democrático, con muchas posibilidades de cuestionar la forma en que se hacían las cosas, Elisabeth se sorprendió al saber que se podía llevar al gobierno ante los tribunales.**Pero, añade, estaba claro que "el sistema político sigue siendo demasiado lento para lo que se necesita". vism.

¿Qué significará el veredicto del caso para KlimaSeniorinnen?

En Estrasburgo, Elisabeth y las demás seniorinnen esperan que se siente un precedente sobre si la protección del clima es un derecho humano.

Es la primera vez que el TEDH celebrará una audiencia pública para determinar hasta qué punto un país como Suiza debe reducir sus emisiones para proteger los derechos humanos de su población. También es el primer caso climático que llega a la Gran Sala del tribunal.

Es la primera vez que un tribunal tiene que decidir si la protección del clima es un derecho humano"
Elisabeth Stern
KlimaSeniorinnen

KlimaSeniorinnen cree que el resultado podría tener consecuencias mucho mayores. "Es la primera vez que un tribunal tiene que decidir si la protección del clima es un derecho humano", afirma Elisabeth.

Espera que puedan examinar la demanda "sin ideología" para determinar si se han vulnerado los artículos 2 y 8 del Convenio Europeo de Derechos Humanos. Si el tribunal decide que la protección del clima es una cuestión de derechos humanos, repercutirá en los otros 46 Estados del Consejo Europeo.

PUBLICIDAD

Cualquiera de estos países también podría presentar una demanda, remitirse a ese veredicto y decir que quiere lo mismo. "Eso es lo que espero ahora. Que lo dejen claro, que tomen una decisión clara, incluso quizá una decisión que siente precedente para otros estados", dice Elisabeth.

Pero si rechazan KlimaSeniorinnen, añade, sería muy difícil de aceptar."Casi legitimarían la insatisfactoria senda climática en la que se encuentra Suiza y, por supuesto, muchos otros países. Sería una historia realmente mala".

Un momento histórico crucial para la acción climática

Sea cual sea el resultado del caso, Elisabeth cree que en cierto modo ya han ganado.

Cuando empezaron hace seis años, muy poca gente conocía la demanda. Ahora, los miembros de KlimaSeniorinnen reciben cada día múltiples solicitudes de entrevistas sobre el caso, y se espera que varios centenares de personas se reúnan en Estrasburgo para apoyarles.

El TEDH también verá hoy el caso de Damien Carême, ex alcalde de Grande-Synthe (Francia). Al igual que KlimaSeniorinnen, Carême alega que el gobierno francés no ha hecho todo lo posible para reducir las emisiones y, por tanto, ha violado sus derechos humanos.

PUBLICIDAD

El número de casos va en aumento y países como Holanda y Bélgica ya han tomado decisiones cruciales. La decisión sobre si la acción contra el cambio climático es una cuestión de derechos humanos podría ser un momento histórico.

Compartir esta noticiaComentarios

Noticias relacionadas

Austria | Última Generación inicia una quincena de protestas contra el cambio climático

El cambio climático es la "Segunda Guerra Mundial" de una generación, dice el actor Edward Norton

Una sentencia "histórica" del Tribunal Europeo de Derechos Humanos respalda a las mujeres suizas en un caso de cambio climático