This content is not available in your region

Bruselas mantiene las reglas fiscales suspendidas hasta 2024

Access to the comments Comentarios
Por Efi Koutsokosta  & Aïda Sanchez Alonso
euronews_icons_loading
Paolo Gentiloni durante la rueda de prensa
Paolo Gentiloni durante la rueda de prensa   -   Derechos de autor  Aurore Martignoni/CCE - European Union, 2022

Bruselas mantenderá suspendidas las reglas fiscales un año más, hasta principios de 2024, ante la gran incertidumbre económica y la fuerte desaceleración del crecimiento provocada por la invasión rusa de Ucrania.

La Comisión Europea suspendió las normas que limitan el déficit y la deuda pública en el conocido como Pacto de Estabilidad y Crecimiento al inicio de la pandemia, en marzo de 2020, para dar margen a los países de la UE para luchar contra las consecuencias económicas de la Covid-19.

Para países como Italia, con una deuda del 160% del PIB, o Grecia, con más del 200%, cumplir con unas normas que limitan el déficit al 3% del PIB y la deuda al 60% del PIB, era imposible.

Ahora el comisario europeo de Economía, Paolo Gentiloni, pide prudencia a los países altamente endeudados como España."No queremos dar el mensaje de que estamos en la misma situación que cuando reaccionamos a la pandemia. En aquel momento, la reacción era inevitablemente una reacción universal para apoyar a todo el mundo, a todos los sectores. Estábamos en una catástrofe. Ahora, utilizamos la cláusula de escape general también para facilitar la transición de este momento de apoyo universal a un momento de apoyo más específico y prudente", ha demandado Gentiloni.

Al mismo tiempo, la eurozona se enfrenta al impacto de la guerra en Ucrania y al aumento de los precios de los alimentos y de la energía, algo que se ha visto incrementado por el conflicto y por las ultrarestrictivas políticas contra la Covid-19 en China.

¿Podría esto llevar a una gran recesión? Paolo Gentiloni afirma que aún no hemos llegado a ese punto, pero los riesgos persisten. "Si los precios de la energía siguen aumentando, si además de los precios tenemos problemas de suministro de energía, el riesgo de ir a un territorio negativo podría materializarse. Todavía no estamos ahí y la mejor manera de evitarlo es, especialmente para los países con una deuda elevada, utilizar los recursos, los recursos comunes de los fondos de recuperación europeos. Así los países con un alto endeudamiento pueden tener una política fiscal expansiva en estos tiempos difíciles".

El plan para prolongar la suspensión de las normas fiscales de la Eurozona se produce en medio de las expectativas de que las presiones inflacionistas lleven al BCE a subir los tipos de interés. Algo que pondría fin a años de política monetaria más laxa y aumentando la preocupación por el aumento de los costes de los préstamos para los países endeudados.