Última hora
This content is not available in your region

Inmigración: el sistema de cuotas a debate en la UE

Access to the comments Comentarios
Por Euronews
euronews_icons_loading
Inmigración: el sistema de cuotas a debate en la UE
Tamaño de texto Aa Aa

El flujo de personas que salen de África rumbo a Europa ha aumentado este año. La mayoría de esos inmigrantes desembarcan en Italia, como aquí, en Porto Empedocle en pleno mes de febrero.
Durante los primeros cinco meses de 2015, Italia ha recibido a 45.600 inmigrantes, es decir, el 10% más que el año pasado durante el mismo periodo según el Alto Comisionado de la ONU para los Refugiados.

"Este es el momento en que el principio de solidaridad debe aplicarse en la práctica."

Una situación insostenible para Italia, que junto con Grecia deben gestionar a solas esta ola de solicitantes de asilo según estipulan los acuerdos de Dublín.

En mayo, la Comisión Europea hizo una propuesta para repartir a los inmigrantes entre los países de la UE siguiendo otros criterios que el país de entrada del inmigrante. Dimitris Avramopoulos es el comisario europeo de inmigración.

Dimitris Avramopoulos, comisario europeo de inmigración:
“Tenemos que compartir entre todos esa responsabilidad. Este es el momento en que el principio de solidaridad debe aplicarse en la práctica. Hace dos semanas, desde este mismo lugar dije: hay que dejar de usar la solidaridad como si fuera un eslógan.”

El aumento de solicitantes de asilo en los países fronterizos del sur de la UE ha puesto en evidencia los límites de los acuerdos de Dublín, cuyo objetivo principal es evitar que los inmigrantes presenten solicitudes de asilo en varios países.

El programa de la Comisión Europea fija cuotas según el PIB del país, su población, el índice de paro y el número de solicitudes de asilo y refugiados acogidos en los últimos cinco años, entre 2010 y 2014.

Siguiendo esos criterios, cerca del 50% de los 40.000 refugiados sirios y eritreos que hay actualmente en Italia y Gracia tendrían que repartirse entre Alemania, Francia y España. El Reino Unido, Dinamarca e Irlanda tienen exenciones en materia de inmigración.