Última hora

¿Se puede considerar golpe de Estado la renuncia de Evo Morales en Bolivia y su salida del país?

¿Se puede considerar golpe de Estado la renuncia de Evo Morales en Bolivia y su salida del país?
Derechos de autor
REUTERS/Agustin Marcarian
Tamaño de texto Aa Aa

Después de 14 años al frente de la Presidencia de Bolivia y poco antes de convocar unas nuevas elecciones, Evo Morales anunció su retirada del Gobierno. Detrás de su decisión: más de 20 días de clamor popular y un mensaje del poder militar boliviano.

Morales dijo que renunciaba para aliviar la violencia que se ha apoderado de la nación sudamericana desde las últimas elecciones de octubre, pero avivó los temores de más disturbios al decir que fue víctima de un "golpe cívico, político y policial" y que se enfrentaba a una orden de arresto. "Mi pecado es ser indígena, dirigente sindical y cocalero", añadió.

El llamado "golpe de estado" ha generado una fuerte división entre los líderes políticos del mundo. Autoridades políticas de Venezuela, Cuba, Rusia y Siria han mostrado su apoyo a Morales, y afirmaron que ha habido un golpe de estado orquestado en Bolivia.

"Hemos visto a líderes políticos mundiales, no sólo sudamericanos hablando de un golpe de Estado en Bolivia", dijo a Euronews el experto boliviano en Ciencias Políticas Marcelo Arequipa. Algunos ejemplos europeos son el líder de la oposición británica, el laborista Jeremy Corbyn o el español Pablo Iglesias, líder de Unidas Podemos.

Arequipa afirma que, académicamente, lo que sucedió en Bolivia es un golpe de Estado. "Alguien que tiene tanques y armas no puede sugerir a un civil que renuncie".

Según el experto, los hechos coinciden con la definición de golpe de Estado: "Los que controlan el uso de la represión y la violencia se rebelan contra el poder constituido". Sin embargo, afirma que este surgió de una crisis estatal y de un levantamiento popular que reclamaba la renuncia de Morales.

Tim Gill, experto en América Latina de la Universidad de Carolina del Norte en Wilmington también cree que "la presión militar o las amenazas militares llevaron a Evo a dimitir".

"Por supuesto, es una situación complicada, dadas las supuestas irregularidades en la elección inicial", añade, aunque cree que el hecho de que Morales convocara nuevas elecciones después de ganar unos polémicos comicios le diferencia de Nicolás Maduro en Venezuela.

"A pesar de que la oposición afirma que la expulsión de Evo es legal y democrática, esto está lejos de ser así", concluye.

REUTERS/Edgard Garrido
Evo Morales aterriza en Ciudad de México, donde le ha recibido una oferta de asilo por parte del Gobierno de Andrés Manuel López Obrador.REUTERS/Edgard Garrido

Pero, ¿se rebelaron realmente los militares?

"En conformidad al artículo 20 de la ley orgánica de las Fuerzas Armadas y luego de analizar la situación conflictiva interna, sugerimos al Presidente de Estado que renuncie a su mandato presidencial permitiendo la pacificación y el entendimiento de la estabilidad por el bien de nuestra Bolivia". Estas fueron las palabras exactas pronunciadas por el comandante en jefe de las Fuerzas Armadas William Kaiman antes de que se publicara el vídeo de Morales en el que anunciaba su salida.

Según el artículo 20, las Fuerzas Armadas bolivianas tienen la misión de "analizar las situaciones conflictivas internas y externas, para sugerir ante quien corresponda las soluciones apropiadas".

“El fraude en las elecciones, el referéndum provocó la sublevación ciudadana", explica Iván Arias, analista político a Euronews. "Es esto lo que provocó que el país entrara en una situación de protesta generalizada. Cuando la policía vio esto y el Gobierno pedía a la policía que reprima, le dijeron ‘señor presidente, nosotros no vamos a reprimir, le pedimos que renuncie'".

"Y es por eso que a las 4 de la tarde del día domingo Evo Morales presenta su renuncia voluntaria. No es que entran militares", precisa.

Arias indica que el artículo 170 de la Constitución boliviana establece que a la renuncia del presidente debe ocupar ese cargo el vicepresidente, "pero en este caso también el vicepresidente renunció".

En la línea de sucesión le sigue la presidenta de la Cámara de Senadores, "pero también ella renunció porque es del mismo partido, entonces en la Cámara de Senadores ocupa ese cargo la vicepresidenta que hoy es presidenta del Senado y por lo tanto será posesionada como presidenta".

"Aquí no hubo un golpe de Estado. Hubo un señor que escapó porque hizo fraude, hubo un gobierno que escapó porque no escuchó al pueblo y que no entendió que su ciclo había acabado”, concluye Arias.

REUTERS/Luisa Gonzalez

¿Cómo ha llegado Bolivia hasta esta situación?

El domingo, la Organización de Estados Americanos (OEA) concluyó que las elecciones debían ser anuladas después de haber encontrado "claras manipulaciones" del sistema de votación que cuestionaban la victoria de Morales, con una ventaja de apenas 10 puntos sobre su principal rival, el centrista Carlos Mesa. Si el margen de victoria hubiera sido un punto menos, se habría convocado una segunda votación.

Morales ganó las elecciones del 20 de octubre, renovando así su cuarto mandato. Sin embargo, los rumores de fraude electoral empañaron la controvertida victoria del líder izquierdista.

Cronología | ¿Por qué los bolivianos ponen en duda la victoria electoral de Evo Morales?

El país ha vivido 18 días de intensas protestas contra el presidente que culminaron esta semana con motines policiales en algunas de las principales ciudades del país.

En uno de los centros administrativos de Bolivia, La Paz, la policía leyó un manifiesto frente a la sede del Gobierno: "La policía no sirve a ningún partido político, por eso se une a la lucha del pueblo".

El líder de la oposición venezolana, Juan Guaidó, ha descrito el cambio político en el país vecino como una "tormenta democrática". Además, contradiciendo la historia de Morales, la policía boliviana negó que haya una orden de arresto, como él mismo dijo en Twitter.

"Quiero que la población boliviana sepa que no existe una orden de captura contra funcionarios estatales como Evo Morales y sus ministros de gabinete", dijo el comandante de la Policía Nacional, Yuri Calderón, a los medios de comunicación locales.

Después de la renuncia de Morales, La Paz fue sacudida por violentos enfrentamientos de la noche a la mañana con edificios incendiados. Las pandillas deambulaban por las calles, saqueando negocios e incendiando propiedades. La destacada figura de la oposición y académico, Waldo Albarracín tuiteó que su casa había sido quemada por partidarios pro-Morales.

La casa de Morales en la ciudad boliviana de Cochabamba también fue saqueada y sufrió varios destrozos, después de que anunciara su salida de la Presidencia. En las paredes, escribieron insultos contra el líder.

¿Similitudes con Venezuela?

En enero pasado, Guaidó se proclamó presidente venezolano y liberó al líder opositor encarcelado Leopoldo López, en lo que el presidente Maduro describió como un golpe respaldado por Estados Unidos. Sin embargo, Guaidó ha negado las acusaciones de golpe de estado a Euronews, declarando que "su movimiento estaba formado por voluntarios pacíficos".

Guaidó sólo dependía de un pequeño grupo militar y no tenía el control de todas las fuerzas de seguridad. "En Venezuela encontramos una situación diferente, ya que gran parte de la policía y el ejército apoyan a Maduro", dijo Arequipa.

REUTERS/Marco Bello/File Photo
Nicolás Maduro saluda a Evo Morales en 2018.REUTERS/Marco Bello/File Photo

El experto también señaló que esta podría ser una oportunidad para que el partido de la oposición en Venezuela intente tomar el poder.

Morales ha sido Presidente de Bolivia durante casi 14 años y es uno de los rostros más influyentes de la Revolución Bolivariana. Su renuncia podría tener un gran impacto en Venezuela, ya que Morales es el único líder de la región que siempre ha mostrado abiertamente su apoyo a Maduro.

"Morales ha sido un firme partidario de Chávez y ahora del gobierno de Maduro. Morales ha criticado a Estados Unidos y a la UE por sus sanciones y, en general, ha promovido el mismo conjunto de ideas sobre la crisis en Venezuela", dijo Tim Gill.

Euronews ya no es accesible en Internet Explorer. Microsoft no actualiza este navegador y no admite las últimas mejoras técnicas. Le recomendamos que utilice otro navegador, como Edge, Safari, Google Chrome o Mozilla Firefox.