Última hora
This content is not available in your region

Green Deal: la UE trabaja para lograr la neutralidad climática en 2050

euronews_icons_loading
Green Deal: la UE trabaja para lograr la neutralidad climática en 2050
Derechos de autor  euronews
Tamaño de texto Aa Aa

"Dónde vives, qué comes y cómo te mueves, todo ello va a cambiar, ya que Europa quiere convertirse en el primer continente con neutralidad climática. Lo llaman Green Deal. Echemos un vistazo a algunos proyectos innovadores que nos dan una idea de ese futuro más limpio", dice Katharina Rabillon, periodista de Euronews.

Menos desperdicios, alimentos más saludables con menos pesticidas y fertilizantes, mejores alternativas de transporte público y energías más limpias son solo algunos de los objetivos. Veamos qué quiere lograr este Acuerdo Verde.

Para 2050, Europa quiere convertirse en el primer continente con neutralidad climática del mundo. Para ello, la Unión Europea (UE) tiene que descarbonizar el sector energético y al mismo tiempo ayudar a la industria a innovar y convertirse en líderes ecológicos mundiales.

Edificios inteligentes

La renovación de edificios es una de las prioridades para ayudar a reducir las facturas de energía y el consumo. La UE también quiere implementar formas de transporte más limpias, baratas y saludables.

'Ellen', el ferri eléctrico que puede revolucionar el transporte marítimo

Una de las historias de éxito es un ferri eléctrico que podría transformar el tráfico marítimo. 'Ellen' cubre hasta 22 millas náuticas y conecta dos islas danesas. Su puerto de origen está en la isla danesa de Ærø. Es allí donde 'Ellen' carga a sus pasajeros y recarga sus baterías. Una vez desconectado, el barco, de 750 toneladas, parte para uno de sus cinco viajes diarios a la isla vecina.

Este proyecto fue cofinanciado por la Unión Europea en cooperación con los isleños, ansiosos por lograr la neutralidad del carbono.

"Somos totalmente eléctricos, por lo que no hay petróleo a bordo para hacer funcionar nada en el barco. Uno de los desafíos que también ha tenido el automóvil eléctrico es el alcance o la distancia. Cuanto más largas sean las distancias que empiece a cubrir, por supuesto, más útil será la tecnología y creo que en Europa es probable que en torno al 80% del transporte en ferri se pueda cubrir dentro de un rango de 22 millas náuticas, por lo que muchos ferris pueden cambiar a batería eléctrica", señala Trine Heinemann, coordinadora del proyecto E-ferry.

Otra característica: en Ærø hay unas turbinas eólicas que producen el 130% de la electricidad necesaria en la isla. Parte del excedente se inyecta en 'Ellen'. Los transbordadores son hoy los mayores contaminadores de la isla.

'Ellen' ahorrará 2.000 toneladas de emisiones de CO2 al año

'Ellen' ahorrará 2.000 toneladas de emisiones de CO2 al año.

Debajo del casco, cuatro motores silenciosos y 56 toneladas de baterías de iones de litio, con una capacidad de 4,3 megavatios hora, pero sin generador de aceite de respaldo.

"Reservamos en todo momento una cierta cantidad de energía en cada cuarto de baterías. Entonces, si pierde un cuarto de baterías o tiene que apagarlo por alguna razón, siempre habrá suficiente energía en el otro cuarto para navegar de regreso al puerto o hacer todos los procedimientos de emergencia que podrían estar involucrados en una emergencia en el mar", explica Trine Heinemann, coordinadora del proyecto E-ferry.

Arriba, todas las comodidades de un ferri clásico. Y aún más: sin ruido ni olor, para garantizar un viaje tranquilo para los pasajeros. Y la tripulación se ha familiarizado rápidamente con esta nueva herramienta.

"La navegación es similar. La única diferencia es que tenemos dos pantallas más con el sistema de administración de energía, donde, como en un ferri normal, tienes el indicador de combustible. En realidad, los motores eléctricos son más potentes porque tenemos el par completo inmediatamente desde abajo, así que eso es bastante agradable. ¡Casi puedes conducirlo como una lancha rápida!", afirma Thomas Larsen, capitán del 'Ellen'.

Leclanché, una empresa de almacenamiento de energía

Para ampliar nuestra comprensión, cambiamos el Mar Báltico por los lagos suizos para visitar una compañía de almacenamiento de energía, Leclanché, que fue seleccionada para impulsar el ferri.

Este fabricante de baterías ha desarrollado varias innovaciones para cumplir con los requisitos del proyecto, en términos de seguridad y eficiencia. La compañía ya tiene 25 pedidos de barcos eléctricos, algunos incluso más grandes que 'Ellen'.

"En Europa, hemos tomado la delantera en la electrificación de embarcaciones marinas en todo el mundo. El proyecto E-ferry proporcionará datos de operación cruciales, datos de seguridad, ayudará a establecer estándares, no solo para Europa sino para el mundo", asegura Anil Srivastava, director ejecutivo de Leclanché.

"Este es un ejemplo de cómo la movilidad cambia rápidamente. Otro objetivo del Green Deal es renovar los edificios. Les mostramos una casa del futuro, donde las ventanas inteligentes se convierten en colectores de energía solar", dice Katharina Rabillon, periodista de Euronews.

Ventanas inteligentes

En la capital de Bulgaria, Sofía, investigadores y arquitectos unieron fuerzas para crear ventanas inteligentes. Dentro de las ventanas hay un flujo continuo de una mezcla de agua destilada y glicol, que sirve como anticongelante. Utilizando células solares, las ventanas absorben la radiación solar y la convierten en energía térmica para calentar el interior del edificio.

"La ventaja de usar líquidos en lugar de aire dentro del vidrio es que el agua es más densa, por lo que absorbe la luz infrarroja en un rango más amplio", explica Miglena Nikolaeva-Dimitrova, física en la Academia de Ciencias de Bulgaria.

Los científicos involucrados en este proyecto europeo utilizan el pabellón experimental para probar la eficiencia del sistema. La temperatura y la humedad se controlan constantemente dentro del edificio para ver si se puede producir y utilizar energía a largo plazo o en condiciones climáticas muy diferentes.

"Medimos la temperatura dentro de las ventanas. La medimos cada veinte centímetros, comenzando desde el suelo y luego subiendo por la ventana. De esta manera sabemos cómo se distribuye el calor dentro de cada ventana. Y al final, lo que tenemos es lo que alimentamos a la ventana y lo que sale de la ventana", cuenta Krasimir Zhivachki, asistente técnico en la Academia de Ciencias de Bulgaria.

Tecnología desarrollada en Madrid

La tecnología se desarrolló en Madrid.

Los científicos quieren que el sistema de acristalamiento inteligente de flujo de agua garantice la eficiencia energética, no que actúe solo como un aislante transparente. Por lo tanto, el sistema debe poder maximizar el calor solar durante el invierno y evitar el sobrecalentamiento en verano.

"Si la temperatura exterior es demasiado fría, podemos detener el flujo de agua. El sol calienta la cámara de agua entre los vidrios y las ventanas se calientan. Si la temperatura exterior es cálida, o si dentro del edificio la temperatura ya es cómoda, podemos activar el flujo de agua para distribuir la energía a otros lugares del edificio. El vidrio transparente actúa de manera activa; actúa como una piel que permite que todo el edificio se regule por sí mismo", señala Juan Antonio Hernández Ramos, profesor de análisis numérico y ciencias informáticas en la Universidad Politécnica de Madrid.

Los científicos piensan que esta tecnología podría ayudar a diseñar los llamados 'Edificios de Energía Casi Cero' del futuro.

Tecnología lista para la producción industrial

Los investigadores dicen que la tecnología del sistema está lista para ampliarse a la producción industrial.

"La idea es tener edificios que reduzcan sus demandas de energía tanto como sea posible, al mismo tiempo que producen energía térmica. Esta es nuestra solución para mejorar y maximizar el equilibrio neto de energía que necesita cada edificio", afirma Belén Moreno Santamaría, arquitecta, Universidad Politécnica de Madrid.

"Estas son solo dos de miles de iniciativas en toda Europa, que se están moviendo en la misma dirección: creando una mejor calidad de vida y avanzando hacia ese objetivo de neutralidad climática para 2050", concluye Katharina Rabillon, periodista de Euronews.