Última hora
This content is not available in your region

Atribuyen a terroristas el asesinato de los dos periodistas españoles

euronews_icons_loading
Los dos periodistas asesinados en Burkina Faso
Los dos periodistas asesinados en Burkina Faso   -   Derechos de autor  RSF España
Tamaño de texto Aa Aa

El presidente del Gobierno español, Pedro Sánchez, ha confirmado en un tuit la que ha definido como "la peor de las noticias", como definió la muerte en Burkina Faso de dos periodistas españoles, el reportero David Beriáin y el cámara Roberto Fraile, asesinados durante una emboscada al convoy en el que viajaban.

Además de Beriáin y Fraile, murió un periodista irlandés. Los tres viajaban en un convoy con militares y agentes medioambientales para realizar un reportaje sobre la preservación del medioambiente y la caza furtiva en el país africano.

Fueron atacados el lunes a primera hora de la mañana, cuando se encontraban en una carretera de la reserva natural de Pama, en el este de Burkina Faso. Los hombres armados llegaron a bordo de dos furgonetas y una decena de motos.

Durante horas, no se supo qué había ocurrido con ellos, hasta que este martes la ministra de Exteriores española, Arancha González Laya, confirmó su muerte.

"Tras entrar en contacto con las autoridades y con las familias de los desaparecidos se confirmaría que los cadáveres encontrados en Burkina Faso corresponden a los dos periodistas españoles", anunció la ministra.

Burkina Faso atribuye el ataque a "terroristas"

Beriáin y Fraile eran expertos en zonas arriesgadas y en conflicto, en las que habían realizado numerosos reportajes. Según Laya, la zona en la que se encontraban también es muy peligrosa.

"Esta es una zona peligrosa por ser campo de operación habitual de grupos terroristas, de furtivos, de bandidos y de grupos yihadistas", explicó.

El gobierno de Burkina Faso ha atribuido el ataque a terroristas, sin dar más detalles. El Grupo yihadista de Apoyo al Islam y los Musulmanes, vinculado a Al Qaeda se ha responsabilizado de las muertes en un mensaje pendiente de verificación.