This content is not available in your region

Cambio climático lleva al cierre de estaciones de esquí en Suiza

Access to the comments Comentarios
Por Angelica Parra Hernandez  & Euronews  con AFP
euronews_icons_loading
Estación de esquí Super Saint Bernanrd en ruinas
Estación de esquí Super Saint Bernanrd en ruinas   -   Derechos de autor  AFP

Suiza enfrenta desde hace varios años el cierre de pequeñas zonas de esquí debido en gran parte al impacto del cambio climático, que ha producido que en algunos puntos montañosos se haya reducido la cantidad de nieve que los recubre. Desde el 2010 las instalaciones de la antes bulliciosa zona de deportes de invierno llamada Super Saint Bernard en Bourg Saint Pierre, en el sur del cantón suizo de Valais, está todavía en pie, pero en ruinas y pudriéndose.

"Es triste, es muy triste porque ya no tenemos esta herramienta de trabajo. Me produce tristeza también cuando veo el resultado, cuando veo cómo está todo de destrozado", expresa Claude Lattion, antiguo operador de la estación de esquí Super Saint-Bernard. 

Esta situación trae consigo graves problemas económicos. La ley suiza obliga a los propietarios de los complejos turísticos a pagar el costo del desmantelamiento de las instalaciones abandonadas.Pero la situación es más complicada cuando los resorts se declaran en bancarrota, como ha ocurrido en Super Saint Bernard.

"El abandono de este tipo de instalaciones es muy pesado. Esto representa varios millones de inversiones para un municipio como el nuestro", comenta Gilbert Tornare, alcalde de Bourg Saint Pierre. 

En total, se necesitarán hasta dos millones de francos suizos (2,1 millones de dólares) para desmantelar la estación, retirar los mástiles de los remontes y descontaminar un sitio que se extiende hasta una altitud de 2.800 metros (9.200 pies).

Las estaciones de esquí intentan responder al cambio climático diversificando sus actividades, especialmente en las estaciones de menor altitud que son las que están en mayor riesgo de cierre.