EventsEventos
Loader

Find Us

InstagramFlipboardLinkedin
Apple storeGoogle Play store
PUBLICIDAD

Alemania dice este sábado adiós a la energía nuclear con el cierre de sus tres últimas centrales

Alemania dice este sábado adiós a la energía nuclear con el cierre de sus tres últimas centrales
Alemania dice este sábado adiós a la energía nuclear con el cierre de sus tres últimas centrales Derechos de autor Armin Weigel/(c) Copyright 2023, dpa (www.dpa.de). Alle Rechte vorbehalten
Derechos de autor Armin Weigel/(c) Copyright 2023, dpa (www.dpa.de). Alle Rechte vorbehalten
Por Euronews en español
Compartir esta noticiaComentarios
Compartir esta noticiaClose Button
Copia/pega el link embed del vídeo de abajo:Copy to clipboardCopied

Tras el desastre de Fukushima, el Gobierno de Angela Merkel anunció el cierre de las centrales para 2022, pero la fecha se vio algo retrasada como consecuencia de la guerra en Ucrania.

PUBLICIDAD

En la ciudad de Kiel, al norte de Alemania, miles de pájaros de origami coloreaban este viernes uno de sus parques. Los activistas celebran así su deseo cumplido de acabar con el uso de la energía nuclear en el país.

Este sábado Alemania cierra definitivamente las tres centrales nucleares que aún permanecían abiertas en este país, donde siguen lidiando no obstante con la cuestión de dónde colocar los residuos nucleares.

"Creemos que utilizar una tecnología de alto riesgo que no podemos controlar con seguridad y para la que no tenemos siquiera un almacenamiento temporal, por no hablar de definitivo, es algo muy muy erróneo", dice Martina Gremler, de la Federación Alemana para el Medio Ambiente y la Conservación de la Naturaleza.

El uso de energías renovables ha aumentado significativamente desde que Alemania decidió dejar de utilizar sus centrales. La fusión de los reactores nucleares en Fukushima en 2011 desencadenó una oleada de preocupación por la seguridad que en Alemania arrastró incluso a los antiguos partidarios de la energía nuclear.

Fue entonces cuando el Gobierno, entonces con Angela Merkel a la cabeza, anunció el cierre de las centrales para 2022. La fecha se vio algo retrasada como consecuencia de la guerra en Ucrania, que trajo consigo serios debates sobre el acceso a la energía y el aumento de sus precios.

Una década para suplirla

De hecho, los detractores de la decisión afirman que la energía nuclear nacional puede utilizarse para reducir los costes de las industrias alemanas. Reconocen que es necesario aumentar el uso de otras energías renovables, pero apuestan por que pasará mucho tiempo hasta que estas cubran plenamente las necesidades del país.

Así opina por ejemplo Klaus Wiener, diputado de la CDU: "Las energías renovables desempeñarán un papel importante en Alemania. Lo que me preocupa es que esto llevará tiempo. Necesitamos una enorme cantidad de energía, dada la transformación que está teniendo lugar. Así que construir la capacidad que necesitamos llevará años, en mi opinión probablemente una década."

Para los activistas, el cierre este sábado de las centrales nucleares es todo un logro, aunque advierten que seguirán luchando contra las inversiones financieras en energía nuclear en toda Europa.

"En lugar de gastar dinero en centrales nucleares y generar más residuos nucleares, deberíamos destinar ese dinero al desarrollo de energías renovables", opina Martina Gremler. "Es mejor y es más limpio".

El sábado arranca una nueva era en Alemania. A buen seguro más limpia, aunque está por ver si también más rentable.

Compartir esta noticiaComentarios

Noticias relacionadas

La Unión Europea se compromete a duplicar las energías renovables para 2030

¿Qué haría si yo fuera eurodiputado... respecto a la energía?

Rusia anuncia ejercicios con armas nucleares tras un airado intercambio con políticos occidentales