Putin celebra su reelección y los diez años de la anexión de Crimea

El presidente ruso, Vladímir Putin celebra los diez años de la anexión de Crimea
El presidente ruso, Vladímir Putin celebra los diez años de la anexión de Crimea Derechos de autor AP Photo
Derechos de autor AP Photo
Por Euronews
Compartir esta noticiaComentarios
Compartir esta noticiaClose Button

Vladímir Putin, que ha sido reelegido para un quinto mandato presidencial, llamó a la península ucraniana anexada un “territorio estratégicamente importante” y “el orgullo de Rusia”.

PUBLICIDAD

Mientras Rusia conmemora el décimo aniversario de su anexión de Crimea, el presidente Vladímir Putin ha hablado de la importancia estratégica e histórica de la región para su país. La ocasión estuvo marcada por un lujoso concierto en Moscú en el que participaron celebridades pro-Kremlin y un discurso especial del presidente ruso.

Doble celebración para Putin

Vladímir Putin, que ha sido reelegido para un quinto mandato presidencial, llamó a la península ucraniana anexada un “territorio estratégicamente importante” y “el orgullo de Rusia”.

"Hace 10 años aquí, en la Plaza Roja, en este mismo escenario, recordé que Crimea a menudo es llamada un portaaviones insumergible y es apropiado decir que Crimea ha regresado a su puerto natal", dijo Putin.

"Pero Crimea sólo es un territorio estratégicamente importante, no es sólo parte de nuestra historia, de nuestras tradiciones y del orgullo de Rusia. Crimea, por encima de todo, es su gente. Ellos son nuestro orgullo".

Putin evoca sus ambiciones en Nueva Rusia y el Donbás

En su discurso, también afirmó que los residentes de Nueva Rusia y del Donbás durante los días de la "Primavera Rusa" supuestamente también declararon su deseo de "regresar", pero su "camino a la patria" resultó ser "mucho más difícil, trágico".

Rusia tomó el control de la preciada península de Crimea en una maniobra rápida e incruenta para la que Ucrania no estaba preparada. Fue incorporada al territorio ruso después de un referéndum denunciado como una farsa en Occidente. 

La medida de choque sirvió como preludio para la invasión de 2022, pero el Kremlin no contaba con la resistencia de Ucrania ni con el apoyo militar y financiero de Occidente a Kiev.

Cómo la toma de Crimea llevó a la invasión rusa de Ucrania

Hace una década, el presidente Vladímir Putin se apoderaba de Crimea, preparando el terreno para invadir a su vecino en 2022.

La toma rápida e incruenta de la península en forma de diamante, hogar de la flota rusa del Mar Negro y un popular lugar de vacaciones, desencadenó una ola de patriotismo y disparó la popularidad de Putin. "¡Crimea es nuestra!" se convirtió en un eslogan popular en Rusia.

Ahora que Putin ha sido reelegido para otro mandato de seis años como presidente, está decidido a proseguir su avance en la línea de frente en Ucrania, en medio de los éxitos de las tropas rusas y el menguante apoyo occidental a Kiev.

Mientras los combates avanzan hacia su tercer año cobrándose miles de vidas en ambos lados, Putin ha sido muy impreciso respecto a qué parte de Ucrania quiere conseguir, pero algunos de sus principales lugartenientes hablan de conquistar Kiev y cortar el acceso de Ucrania al Mar Negro.

La invasión a gran escala aumenta las tensiones con Occidente

El conflicto más grande en Europa desde la Segunda Guerra Mundial ha disparado las tensiones entre Moscú y Occidente a niveles rara vez vistos, incluso durante los peores momentos de la Guerra Fría.

Cuando se apoderó de Crimea en 2014, Putin dijo que persuadió a los líderes occidentales a dar marcha atrás recordándoles las capacidades nucleares de Moscú. 

Es una advertencia que ha emitido a menudo, especialmente después del inicio de su invasión a gran escala; en el discurso sobre el estado de la nación del mes pasado, cuando declaró que Occidente corre el riesgo de una guerra nuclear si va más allá en su implicación en Ucrania; y nuevamente el miércoles, cuando dijo que usaría ese arsenal si la soberanía de Rusia se ve amenazada.

La analista Tatiana Stanovaya dice que Putin se siente más confiado que nunca en medio de "la creciente fe del Kremlin en la ventaja militar de Rusia en la guerra con Ucrania y una sensación de debilidad y fragmentación de Occidente".

La investigadora principal del Centro Carnegie Rusia Eurasia señaló que el discurso de Putin del mes pasado "creó la impresión escalofriante de una espiral de escalada".

El líder del Kremlin, de 71 años, ha presentado la guerra en Ucrania como una batalla a vida o muerte contra Occidente, con Moscú dispuesta a proteger sus conquistas a cualquier precio. 

Su obsesión con Ucrania quedó clara en una entrevista con el comentarista conservador estadounidense Tucker Carlson, en la que Putin buscaba demostrar que la mayor parte del territorio ucraniano perteneció históricamente a Rusia.

PUBLICIDAD

Cuando el presidente de Ucrania, amigo del Kremlin, fue derrocado en 2014 por protestas masivas que Moscú calificó de golpe de estado instigado por Estados Unidos, Putin respondió enviando tropas para invadir Crimea y convocando un plebiscito para unirse a Rusia, algo que Occidente desestimó como ilegal.

Luego, Rusia se anexionó Crimea el 18 de marzo de 2014, aunque la medida solo fue reconocida internacionalmente por países como Corea del Norte y Sudán.

Compartir esta noticiaComentarios

Noticias relacionadas

La doble venganza de Rusia por el ataque ucraniano contra el puente de Crimea

Ucrania | Descarrila en Crimea un tren de mercancías por sabotaje

Putin visita Mariúpol, la ciudad ucraniana arrasada por Rusia