EventsEventosPodcasts
Loader
Encuéntranos
PUBLICIDAD

¿Afectarán las elecciones francesas al mercado europeo de deuda soberana?

 El barrio de negocios de La Defense visto desde lo alto del Arco del Triunfo
El barrio de negocios de La Defense visto desde lo alto del Arco del Triunfo Derechos de autor Aurelien Morissard/Copyright 2024 The AP. All rights reserved.
Derechos de autor Aurelien Morissard/Copyright 2024 The AP. All rights reserved.
Por Piero Cingari
Publicado
Compartir esta noticiaComentarios
Compartir esta noticiaClose Button
Este artículo se publicó originalmente en inglés

Los mercados financieros europeos se preparan para las turbulencias a medida que se acercan las elecciones parlamentarias francesas. Sonia Renoult, estratega de tipos de ABN Amro, advierte de una posible inestabilidad fiscal y de una senda de deuda insostenible para Francia

PUBLICIDAD

Los mercados financieros de la eurozona se preparan para semanas de gran volatilidad con las próximas elecciones parlamentarias francesas. La primera vuelta está prevista para el domingo de esta semana, y la segunda y definitiva para el 7 de julio.

Los últimos sondeos de Harris Interactive, Ifop, Elabe, Ipsos, Odoxa, OpinionWay y Cluster17 indican que la Agrupación Nacional (RN) de Marine Le Pen lidera con una media del 35,4% de las preferencias, seguida del Nuevo Frente Popular (NFP) de extrema izquierda con un 28,1%, y el Renacimiento del presidente Emmanuel Macron con un 20,8%.

Los resultados de estos sondeos apuntan a una posible segunda vuelta entre coaliciones de extrema derecha y extrema izquierda, que podrían dejar fuera a los partidos centristas de Macron.

Sonia Renoult, estratega de tipos del banco holandés ABN AMRO, ofreció recientemente valiosas perspectivas sobre el posible impacto de las elecciones parlamentarias francesas en la política fiscal del país y en los mercados europeos de deuda soberana.

Renoult señaló: "Las finanzas públicas de Francia ya estaban en un estado lamentable", incluso antes de la convocatoria de elecciones anticipadas de Macron, y añadió que "la perspectiva de un nuevo gobierno menos responsable fiscalmente" podría agravar la situación.

La deuda pública francesa, en una "senda insostenible"

Renoult subrayó que: "En cualquiera de los posibles escenarios descritos, es improbable que el déficit fiscal de Francia vuelva al objetivo de déficit del 3% en 2027". El escenario base de ABN AMRO prevé que el partido RN obtenga una mayoría relativa en el parlamento, lo que llevaría a un gobierno de cohabitación con el presidente Macron.

Las preocupaciones del mercado se centran en la posibilidad de políticas fiscales insostenibles y una postura menos cooperativa hacia la Unión Europea (UE). Tanto los partidos de extrema derecha como los de extrema izquierda abogan por políticas fiscales expansivas y expresan una oposición significativa a la integración en la UE.

Marine Le Pen, líder de la ultraderechista RN, espera sacar provecho de las elecciones.
Marine Le Pen, líder de la ultraderechista RN, espera sacar provecho de las elecciones.Christophe Ena/Copyright 2024 The AP.

Las propuestas políticas de RN indican un gasto público significativamente mayor que el de la administración actual. Entre las medidas clave figuran la indexación de las pensiones a la inflación (27.400 millones de euros), la reducción de la edad de jubilación de 64 a 62 años (22.000 millones de euros) y la reducción del IVA sobre la energía del 20% al 5,5% (11.300 millones de euros).

Sin embargo, Renoult destacó: "Algunas medidas serán difíciles de aplicar debido a restricciones constitucionales". Además, la reducción propuesta del IVA sobre la energía entra en conflicto con la legislación de la UE, que exige un tipo mínimo del 15%.

La RN también pretende recortar en 2.000 millones de euros su contribución al presupuesto de la UE, una medida que tiene pocas probabilidades de prosperar pero que podría causar fricciones políticas con la UE.

Según las propuestas actuales, un Gobierno dirigido por RN provocaría déficits persistentes superiores al 6% en los próximos años. Si llega al poder un gobierno dirigido por el PNF, podría dar lugar a un déficit cercano al 8%, advirtió Renoult. "El efecto neto seguiría situando la deuda pública en una trayectoria insostenible", añadió el analista.

¿Cómo podrían reaccionar los bonos franceses y europeos?

En el peor de los casos, los mercados financieros, junto con la presión de las autoridades europeas, podrían acelerar el ajuste de cuentas fiscal de Francia, según ABN Amro. Desde el anuncio de las elecciones anticipadas, los bonos franceses han tenido un rendimiento significativamente inferior y el banco holandés espera que el diferencial OAT-Bund siga siendo amplio hasta que haya claridad sobre el resultado de las elecciones y las políticas subsiguientes.

El bajo rendimiento de los bonos franceses ha llevado al rendimiento del bono a 10 años a cotizar por encima de su homólogo belga y a alinearse con, o superar ligeramente, los de países periféricos como Portugal, que tienen calificaciones crediticias más bajas.

Tras la ronda final del 7 de julio, el rumbo de los bonos franceses dependerá del partido que gobierne durante los próximos tres años. Esta incertidumbre fiscal ensombrece las perspectivas económicas de Francia. "En un escenario en el que un futuro gobierno francés siguiera adelante con un plan fiscalmente imprudente, el mercado perdería probablemente la confianza en la deuda del país y el diferencial francés a 10 años superaría ampliamente el nivel de los 100 puntos básicos", dijo Renoult.

Este escenario podría hacer que Francia se negociara de forma similar a los países de menor calificación, convirtiéndose de hecho en un "periférico de cruce". Además, dado que la Comisión Europea ha incluido a Francia en su Procedimiento de Déficit Excesivo, el Banco Central Europeo no puede utilizar su Instrumento de Protección de la Transmisión para mitigar el riesgo de crédito soberano del país. Por lo tanto, Fráncfort tendría que diseñar un programa de emergencia alternativo para mitigar los riesgos de una mayor fragmentación dentro del bloque monetario.

Según Renoult, esta situación puede presentar "oportunidades atractivas" para los inversores que busquen reincorporarse al mercado de deuda europeo una vez que se disipen las incertidumbres políticas, permitiéndoles comprar deuda de países con sólidos fundamentos económicos, como España o Portugal, a rendimientos más favorables.

Compartir esta noticiaComentarios

Noticias relacionadas

La extrema derecha intenta tranquilizar al empresariado francés

Bruselas sanciona a Francia e Italia por el déficit presupuestario y excluye a España

El euro y el oro suben mientras el dólar se debilita por las expectativas de recorte de tipos