Última hora
This content is not available in your region

Protestas en la India contra la ley gubernamental de ciudadanía

euronews_icons_loading
Protestas en la India contra la ley gubernamental de ciudadanía
Derechos de autor  AFPTV
Tamaño de texto Aa Aa

Nueva jornada de protestas en la India. Miles de ciudadanos volvieron a las calles en las principales ciudades del país para mostrar su rechazo a una ley de ciudadanía, considerada discriminatoria contra los musulmanes. Las movilizaciones suponen un gran desafío al Gobierno que lidera el primer ministro, Narendra Modi. Así, en los últimos días se suceden las multitudinarias manifestaciones, de una magnitud inusual desde que los nacionalistas hindúes llegaron al poder en 2014. La medida gubernamental ha creado una enorme controversia y son muchos quienes piden al Ejecutivo que dé marcha atrás.

"Protestamos contra el proyecto de ley que el Gobierno ha aprobado, que es discriminatorio contra una comunidad en particular. Se trata de los musulmanes. Va en contra de la filosofía de la India. Va en contra de las ideas seculares del país", declara el estudiante Shree Kumar.

"Quiero dejar una cosa clara. Nadie tiene miedo. Como la gente que protesta en Hong Kong, o los que protestan en Chile... que no tienen miedo. Nosotros tampoco estamos asustados", señala la estudiante Bhumika Saraswati.

Las muestras de rechazo se multiplican por todo el país ante un texto, elaborado por el Gobierno, que facilita la concesión de la ciudadanía india a los refugiados de Afganistán, Bangladés y Pakistán, pero con la condición de que no sean musulmanes. Una condición mal vista por los críticos, que consideran que la legislación condiciona la ciudadanía india a la religión y, por ello, viola la constitución secular del país.

En los últimos días, las autoridades han cortado Internet y han utilizado la fuerza para dispersar marchas y concentraciones en varias partes de una nación de alrededor de 1.300 millones de habitantes.

Entretanto, Narendra Modi ha pedido calma y afirma que "la legislación está diseñada para ayudar a aquellos que han afrontado años de persecución fuera y no tienen otro lugar donde ir, excepto a la India". Mientras la policía ha sido duramente criticada por su gestión de las protestas estudiantiles, durante los últimos cinco días, los políticos advierten a los estudiantes de que "no pueden apropiarse de las leyes".