Última hora
This content is not available in your region

La esposa de 'El Chapo' se entregó al FBI de forma voluntaria

euronews_icons_loading
Emma Coronel Aispuro, esposa de Joaquin 'El Chapo' Guzmán
Emma Coronel Aispuro, esposa de Joaquin 'El Chapo' Guzmán   -   Derechos de autor  AFP
Tamaño de texto Aa Aa

Emma Coronel, la esposa de Joaquín "El Chapo" Guzmán detenida esta semana, se entregó de forma voluntaria a las autoridades de Estados Unidos para ser testigo protegida. Coronel estaba preparada para su arresto por narcotráfico en el aeropuerto internacional de Dulles, en Virginia, y se entregó al FBI porque quería cooperar. La esposa del narcotraficante mexicano está acusada de ayudar a dirigir el cartel multimillonario de su esposo y de ayudar a planear la fuga de "El Chapo" de la cárcel en al menos dos ocasiones.

En la línea de un linaje de 'narcos'

"La joven de 31 años es una exreina de belleza. Está casada con El Chapo desde 2007, con quien tuvo dos hijas gemelas en 2011. Ella proviene de un linaje de presuntos narcotraficantes. Su padre y su hermano fueron detenidos en los Estados Unidos, acusados de tráfico de drogas en 2013. Sabemos por el Departamento de Justicia que ella juega un papel importante en el cartel de Sinaloa y está acusada de formar parte de una enorme red de tráfico de drogas a Estados Unidos desde México", explica Mike Balsamo, reportero de la agencia Associated Press.

Las revelaciones de una 'influencer' y exreina de belleza

La detención de Emma Coronel, mexicoestadounidense de 31 años e "influencer", sacude a ambos países de Norteamérica por las revelaciones que pudiera hacer. El presidente de México, Andrés Manuel López Obrador relacionó su detención con la de Genaro García Luna, jefe de la policía federal durante el Gobierno de Felipe Calderón. García Luna está acusado de colaborar con el Cartel de Sinaloa y recibir sobornos millonarios.

Narcotráfico y sobornos millonarios

Según el FBI, Emma Coronel pagó 2 millones de dólares al funcionario mexicano encargado del sistema penitenciario para revertir la transferencia del Chapo al penal de Ciudad Juárez desde la cárcel del Altiplano, de donde el capo se fugó en 2015.

Coronel, quien presuntamente ayudó a coordinar la operación del Cártel de Sinaloa, afronta una pena mínima de diez años de cárcel y una máxima de cadena perpetua, además de una posible multa de 10 millones de dólares, si resulta culpable del cargo criminal de narcotráfico.