EventsEventosPodcasts
Loader
Encuéntranos
PUBLICIDAD

"Un jugador va a morir": ¿Cómo está afectando el calor extremo a los tenistas del US Open?

Daniil Medvedev se refresca tras derrotar a Andrey Rublev durante los cuartos de final del US Open de tenis.
Daniil Medvedev se refresca tras derrotar a Andrey Rublev durante los cuartos de final del US Open de tenis. Derechos de autor AP Photo/Seth Wenig
Derechos de autor AP Photo/Seth Wenig
Por Lottie Limb
Publicado
Compartir esta noticiaComentarios
Compartir esta noticiaClose Button
Este artículo se publicó originalmente en inglés

El "brutal" partido del miércoles en Nueva York muestra el mayor riesgo que corren los jugadores, mientras nuevos datos revelan que los Grand Slams son cada vez más calurosos.

PUBLICIDAD

"Un jugador va a morir", advirtió el tenista ruso Daniil Medvedev durante su partido del miércoles en el Abierto de Estados Unidos en unas condiciones de calor brutales.

Mientras Nueva York se sumía en una ola de calor, el ex número 1 del mundo se esforzaba por asegurar su pase a las semifinales del campeonato que se disputará el viernes.

Pero los 35 grados centígrados pasaron factura a Medvédev, que tuvo problemas de respiración y visión contra su rival, también empapado de sudor, el ruso Andrey Rublev.

"Un jugador va a morir y ustedes van a verlo", dijo el tercer cabeza de serie a una cámara durante el partido, en el día más caluroso del torneo hasta la fecha.

Su comentario se produjo cuando la OMM confirmó que el verano de 2023 será el más caluroso jamás registrado, lo que sirve de recordatorio de lo mucho que sufrirá y perderá el mundo a medida que se intensifique la crisis climática.

¿Cuáles son las reglas para los tenistas durante las olas de calor?

Seth Wenig/AP
El tenista Andrey Rublev intenta soportar las altas temperaturas.Seth Wenig/AP

Tras el partido, Medvédev comparó el calor "brutal" con las condiciones que experimentó durante los Juegos Olímpicos de Tokio en 2021.

Aquellos Juegos fueron un escenario mundial de la nueva realidad del deporte bajo el cambio climático. Numerosos atletas se desmayaron y se enfrentaron a graves problemas de salud debido al excesivo calor.

El US Open ha tenido su propio ajuste de cuentas con el calor en los últimos años. En 2018, las temperaturas de 32C y la humedad aplastante provocaron el colapso de un aficionado al tenis en las gradas, mientras que varios jugadores tuvieron que buscar atención médica.

Como resultado, la Asociación de Tenis de Estados Unidos (USTA) introdujo reglas especiales, permitiendo a los hombres un descanso de 10 minutos entre el segundo y el tercer set, en línea con las regulaciones del torneo femenino.

Con condiciones similares este año, Medvédev y Rublev pudieron aprovechar este indulto y otros descansos cortos entre sets duchándose con agua fría, sentándose bajo toallas heladas y acercándose a las unidades de aire acondicionado de sus asientos.

"Al final del primer set ya no veía la pelota. Jugué con sensaciones -intentar ir a por ella, correr, atrapar las pelotas- y él hacía lo mismo a veces", dijo Medvedev, que necesitó dos tiempos muertos médicos y el uso de un inhalador para aguantar.

El martes, la USTA introdujo una nueva norma para el resto del torneo: permitió cerrar el techo retráctil de la pista, una medida que normalmente sólo se toma para evitar la lluvia.

Los Grand Slams son cada vez más calurosos, según un análisis

Un nuevo análisis de Associated Press (AP) muestra que los torneos de tenis de Grand Slam son cada vez más calurosos.

AP realizó un seguimiento del índice de confort térmico, que mide la temperatura del aire en grados teniendo también en cuenta la humedad, la radiación térmica, el viento y otros factores que afectan a cómo responde el cuerpo a las condiciones meteorológicas.

Se analizaron todos los torneos del Grand Slam desde 1988, el primer año en que los cuatro contaron 128 jugadores, tanto femeninos como masculinos. En conjunto, las temperaturas máximas en esos torneos han subido casi 3C.

PUBLICIDAD

"La gente oye eso y no cree que sea mucho. No es necesariamente alarmante. A veces, ese cambio de 3 o 4 grados puede hacer que se duplique o incluso triplique el número de días calurosos que experimentamos", explica Daniel Bader, científico del clima de la Universidad de Columbia.

"Las temperaturas de Nueva York han ido subiendo, y se prevé que esa tendencia continúe en el futuro".

¿Cuánto durará la ola de calor en Nueva York?

El alcalde de la ciudad emitió el martes un aviso de calor, instando a los neoyorquinos a hidratarse y buscar refugio en centros de refrigeración -instalaciones públicas con aire acondicionado- si fuera necesario.

Según las últimas previsiones del Servicio Meteorológico Nacional, las temperaturas peligrosamente altas y la humedad continuarán en la zona noreste hasta esta noche.

PUBLICIDAD

Un frente meteorológico se desplazará hacia el este, provocando chubascos y fuertes tormentas en algunas zonas del estado de Nueva York el viernes, cuando se disputarán las semfinales masculinas.

A continuación, el calor se desplazará hacia el sur, afectando a Arizona y al sur de California.

Compartir esta noticiaComentarios

Noticias relacionadas

Jannik Sinner rompe su maleficio y conquista el Masters 1000 de Miami

Sinner gana el Abierto de Australia tras una remontada épica

Sabalenka no da opciones a Zheng y revalida su corona en el Abierto de Australia