EventsEventosPodcasts
Loader
Encuéntranos
PUBLICIDAD

15.000 artistas europeos ganan más de 10.000 euros, según datos de Spotify

¿Escuchar música = dinero?
¿Escuchar música = dinero? Derechos de autor Canva
Derechos de autor Canva
Por Jonny Walfisz
Publicado
Compartir esta noticiaComentarios
Compartir esta noticiaClose Button
Este artículo se publicó originalmente en inglés

Nuevos datos de Spotify muestran cuánto ganan los artistas europeos por derechos de autor. Pero, ¿hasta qué punto goza de buena salud el sector?

PUBLICIDAD

Spotify ha actualizado su informe musical anual 'Loud & Clear' con datos específicos de Europa. El informe 2024, que evalúa los oyentes y las ganancias de los artistas a lo largo de 2023, ha revelado ahora que los artistas europeos generaron casi 1.500 millones de euros el año pasado.

Para los artistas europeos, esto supone un 16% más que las cifras de 2022, y representa un aumento del triple desde 2017.

Las cifras globales para los músicos europeos en Spotify son aparentemente positivas, con los artistas del continente descubiertos por nuevos oyentes unas 28.000 millones de veces en el último año. En términos de cuánto se traduce esta audiencia en carreras artísticas, 15.000 artistas europeos ganaron más de 10.000 euros el año pasado.

Los artistas que ganaron al menos 5.000 euros, con sus 'streams' de Spotify aumentan la cifra a 25.000 euros.

"Cada año, Spotify ha pagado más y más dinero en concepto de derechos de 'streaming', lo que se ha traducido en ingresos récord y crecimiento para los titulares de derechos en nombre de artistas y compositores", comenta Federica Tremolada, directora general de Spotify en Europa.

Tremolada continúa diciendo que "sólo en el último año, pagamos casi 1.500 millones de euros a los artistas europeos, con más de 15.000 artistas de la UE generando más de 10.000 euros en ingresos. Nos entusiasma ver que los artistas europeos siguen aumentando sus ingresos y su visibilidad en todo el mundo".

Nos entusiasma ver que los artistas europeos siguen aumentando sus ingresos y su visibilidad en todo el mundo
Federica Tremolada
Directora general de Spotify en Europa

Aunque 10.000 euros no es exactamente dinero suficiente para que esos artistas sobrevivan por sí solos, junto con los ingresos de giras y merchandising, sí ofrece una imagen de la salud general de la industria musical en toda Europa.

Desglose de cifras

El informe 'Loud & Clear' también añade algunas cifras específicas por países, con análisis de Alemania, Francia e Italia.

En Alemania, más de 1.000 artistas cobraron más de 50.000 euros por derechos de autor. Esta cifra cuadruplica la registrada por Spotify en 2017. Los ingresos totales de los artistas alemanes superaron los 409 millones de euros.

Los artistas italianos registraron cifras igualmente impresionantes, aunque algo inferiores. Los artistas del país generaron 126 millones de eurosen derechos de 2023, y más de 1.200 ganaron más de 10.000 euros, el triple que en 2017.

En Francia, los datos se centraron más en el impacto de la música francesa en la base mundial de usuarios del servicio de 'streaming'. Más de la mitad de los ingresos generados por los artistas franceses proceden de fuera de Francia, lo que demuestra el impacto global de la producción musical del país.

¿Una industria saludable?

Desde este punto de vista, la industria musical nunca ha gozado de mejor salud, con más músicos que nunca recibiendo mayores ingresos. Sin embargo, la gran mayoría de los artistas de la industria musical pintan un panorama en el que la seguridad financiera es más precaria que nunca.

La cantante y compositora británica Nadine Shah admitió recientemente que no asistiría al Festival de Glastonbury de este año porque no le resultaba económicamente viable. "Me hubiera gustado, pero no me ofrecieron un escenario televisado, así que lo rechacé. Es un golpe demasiado caro para mí", escribió en X.

"Es una realidad que tocar en directo es muy caro y si puedes justificar los costes (como salir en la tele y tener un mayor alcance) entonces a veces aceptas el golpe. Si no, no; todos tenemos facturas que pagar", añadió.

Jennifer Lopez y Black Keys cancelaron sendas giras multitudinarias en las últimas semanas. López lo hizo aparentemente por motivos personales, pero los Black Keys han tenido que reducir su gira a recintos más pequeños tras la escasa venta de entradas.

PUBLICIDAD

Los expertos de la industria se aferraron a estos dos casos como ejemplos de la disminución del interés de los aficionados a la música por desembolsar sumas cada vez más elevadas para ver a sus artistas favoritos. Sin embargo, entre la subida del precio de las entradas (debido a las controvertidas prácticas de los vendedores) y el aumento de los costes de las giras, los artistas luchan por llegar a fin de mes a pesar de sus apretadas agendas.

Aunque la inseguridad financiera de las giras pueda parecer un problema independiente de los derechos de 'streaming', los artistas afirman que la necesidad de hacer giras se ha visto agravada en la última década por la disminución de los derechos.

Daniel Ek, cofundador y consejero delegado de Spotify, fue criticado recientemente por sus comentarios de que "el coste de crear contenido es cercano a cero" en X, con muchos músicos señalando los altos costes de crear música, desde el equipo hasta la grabación, mezcla y distribución.

Esto se debe a los comentarios de Ek cuando se publicó por primera vez el informe 'Loud & Clear'.

PUBLICIDAD

"¿Cómo es posible que Spotify pueda decir, por un lado, que cada vez pagamos más a la industria musical, que ésta crece y que cada vez más artistas se benefician de ella? Pero, por otro lado, se oye decir a los artistas que están descontentos con los pagos que reciben por el 'streaming'", dijo.

"¿Cómo pueden ser ciertas esas dos cosas?", preguntó Ek.

Su primera explicación a la falta de fondos que los artistas reciben de Spotify es que la empresa de Ek no paga directamente a los artistas. El dinero se paga a los sellos discográficos, las editoriales y las sociedades de gestión colectiva. En el caso de algunos artistas que están pasando apuros, Ek argumenta que puede deberse a algún ejecutivo codicioso de una discográfica, no a él.

La segunda explicación de Ek se basa en una analogía con el fútbol. Aunque millones de personas practican este deporte todos los días, sólo unos 100.000 jugadores son profesionales y están asalariados por la FIFA.

PUBLICIDAD
Compartir esta noticiaComentarios

Noticias relacionadas

El álbum de música más raro del mundo se podrá escuchar por primera vez en Australia

'Reggaeton Be Gone': Esta máquina casera silencia la música de los vecinos usando IA

NO COMMENT: Músicos sorprenden a pacientes con cáncer en un hospital de Australia