Última hora
This content is not available in your region

"Goshala", el refugio de las vacas jubiladas más grande y antiguo del mundo

euronews_icons_loading
Foto de ilustración.
Foto de ilustración.   -   Derechos de autor  AP / Sergei Grits
Tamaño de texto Aa Aa

En la República de Tartaristán en Rusia se encuentra uno de los refugios de vacas más grandes y antiguos del mundo. 'Goshala' es el último hogar de las que ya no pueden ser ordeñadas o sus dueños ya no las necesitan.

A veces el mantenimiento de estos animales en una edad avanzada se hace muy costoso para sus dueños y muchos no quieren sacrificar a sus vacas.

"Hay diferentes casos. Las personas mayores a menudo abandonan a sus vacas cuando tienen problemas de salud. Tuvimos varios casos como este. También familias numerosos, con muchos niños y no pueden mantener una vaca", señaló Lilia Gazizulina, fundadora del refugio Goshala.

El refugio depende de voluntarios. Familias enteras vienen a a yudar, especialmente en verano. Sin embargo faltan manos amigas en invierno.

El costo de mantener una vaca por día en Rusia es un poco más de 2 dólares, pero esta cantidad de dinero no es fácil de encontrar para muchos.

El voluntario Sergey Mikhailov dice intentar venir a menudo y "tanto como sea posible, cuando mis circunstancias laborales y personales me lo permiten. Me gusta venir aquí para relajarme. Estar al lado de las vacas me hace sentir muy bien. Disfruto lo que hago".

La mayoría de los fondos provienen de donaciones, otra parte importante llega de los ingresos de la venta de productos lácteos, producidos de manera respetuosa con el ambiente.

Los trabajadores dicen que la leche producida en este refugio es de vacas felices. Su precio está por debajo de un dólar por litro.