Última hora
euronews_icons_loading
Los perros reciben la bendición de San Lázaro en Nicaragua

Vestidos con coloridos trajes y con cintas atadas a la cabeza o al cuello, cientos de perros recibieron la bendición de San Lázaro, protector de los animales y los enfermos en Nicaragua, junto a sus dueños, devotos católicos.

Con las celebraciones, los nicaragüenses recuerdan la parábola del hombre rico y Lázaro, un pobre cubierto de llagas que ansiaba comer las sobras de la mesa del rico, mientras los perros lamían sus heridas. Sin embargo, cuando los dos hombres murieron, fue Lázaro quien fue al cielo, mientras que el rico fue al infierno por aferrarse a las cosas materiales durante su vida. Los lugareños confían en los poderes curativos de San Lázaro desde el siglo XIX, cuando una mortífera epidemia de cólera asoló Nicaragua.