EventsEventosPodcasts
Loader
Encuéntranos
PUBLICIDAD

La corrupción es un problema creciente en Europa, según Transparencia Internacional

Imagen de archivo de un soborno
Imagen de archivo de un soborno Derechos de autor Canva
Derechos de autor Canva
Por Doloresz Katanich
Publicado
Compartir esta noticiaComentarios
Compartir esta noticiaClose Button
Este artículo se publicó originalmente en inglés

Transparencia Internacional ha publicado su último informe sobre la lucha contra la corrupción en Europa Occidental y la UE.

PUBLICIDAD

La corrupción en la Unión Europea está empeorando, según las percepciones de los expertos, y es la primera vez que empeora en más de una década. El último Índice de Percepción de la Corrupción (IPC) de Transparencia Internacional analizó 180 países y territorios según sus niveles percibidos de corrupción en el sector público en una escala de cero (muy corrupto) a 100 (muy limpio).

Según el informe, expertos y empresarios consideran que el país menos corrupto del mundo es Dinamarca, seguido de cerca por Finlandia y Nueva Zelanda en segundo y tercer lugar respectivamente.

A pesar de ocupar buenos puestos en la lista general, varias democracias de alto rango, como Suecia (82), Países Bajos (79), Islandia (72) y Reino Unido (71), registraron sus puntuaciones más bajas en el IPC anual desde que se publicó por primera vez en 2012.

"La caída de la puntuación regional del IPC en Europa Occidental y la UE demuestra que los gobiernos europeos deben tomarse más en serio la lucha contra la corrupción y la defensa del Estado de derecho", declaró Flora Cresswell, coordinadora regional para Europa Occidental de Transparency International.

"Los países deben elevar su nivel de exigencia y aplicar mejor sus propias normas para redoblar los esfuerzos contra la corrupción, protegiendo el sistema judicial de injerencias y poniendo coto a los poderosos grupos de interés en la política".

Los esfuerzos anticorrupción se han estancado o han disminuido en más de tres cuartas partes de los países de la región, según Transparencia Internacional.

Transparency International
Transparency InternationalTransparency International

Los países con mejores resultados fueron Dinamarca (90), Finlandia (87) y Noruega (84), mientras que los peor clasificados fueron Hungría (42), Rumanía (46) y Bulgaria (45).

De los 31 países de esta región, solo seis han mejorado significativamente su puntuación desde 2012: República Checa (57), Estonia (76), Grecia (49), Letonia (60), Italia (56) e Irlanda (77).

En comparación con sus puntuaciones en el IPC de 2015, Austria (71), Luxemburgo (78), Suecia (82) y el Reino Unido (71) han descendido significativamente.

Polonia (54) también ha experimentado un descenso de siete puntos en la última década debido a "los esfuerzos del anterior partido gobernante Ley y Orden (PiS) por monopolizar el poder a expensas del interés público", señala el informe. También destaca que Grecia (49) obtuvo una puntuación muy baja en la lista de 2023 debido a su escasa independencia judicial.

¿En qué pueden mejorar los países mejor clasificados en materia de corrupción?

Sin embargo, incluso los países con mejores puntuaciones tienen problemas para frenar la corrupción en el sector público, según el informe, que señala que "tienen un pobre historial de persecución de empresas que pagan sobornos para ganar mercados extranjeros".

El informe destaca un caso en los Países Bajos (79), donde las autoridades se enfrentaron a críticas por decidir no procesar a Shell en un caso de soborno petrolero en Nigeria, especialmente a la luz de las escandalosas absoluciones en Italia por el mismo caso.

Transparency International también hace referencia a la directiva anticorrupción de la UE recientemente propuesta que, de ser adoptada, exigiría a los Estados miembros "tipificar como delito el soborno extranjero por el lado de la demanda".

Algunos países de la UE ya han tipificado como delito tanto la oferta como la demanda de soborno extranjero. Sin embargo, rara vez o nunca actúan contra funcionarios extranjeros.

Algunos de los escándalos de corrupción más sonados de la historia reciente han tenido que ver con el blanqueo de dinero a través de bancos de países de la UE como Dinamarca (90), Alemania (78) y Suecia (82). La incapacidad de sus gobiernos para supervisar adecuadamente a los bancos es una de las razones por las que se está trabajando en una nueva autoridad de la UE contra el blanqueo de dinero.

Aunque se examinan principalmente los casos de corrupción transfronteriza en África, el informe también señala que Suiza (82), a pesar de obtener una alta puntuación en el IPC, sigue luchando contra su condición de centro de blanqueo de capitales, donde las élites extranjeras corruptas pueden encontrar fácilmente intermediarios que creen y gestionen empresas y fideicomisos para ellos.

Sin embargo, una propuesta legislativa reciente pretende ampliar las obligaciones contra el blanqueo de capitales a los abogados y otros profesionales para poner freno a esta situación.

Queda más por hacer en materia de transparencia en Irlanda (77), donde, según el informe, el acceso a los registros de beneficiarios reales se ve casi totalmente obstaculizado por un sistema muy complicado.

PUBLICIDAD

Dice que esto también es un problema en Francia (71), ya que un análisis de julio de 2023 de los datos de titularidad real de las empresas en el país mostró que, en general, es imposible identificar a los titulares reales del 61 % de todas las empresas que poseen bienes inmuebles allí.

De hecho, el análisis de Transparencia Internacional reveló que el acceso a la información sobre los propietarios reales de las empresas estaba significativamente restringido para la sociedad civil y los periodistas en toda la UE.

Compartir esta noticiaComentarios

Noticias relacionadas

¿Cuáles son las marcas más valiosas del mundo? Dos son europeas

Cae la confianza en la empresa alemana: ¿No hay cuento de hadas para la Eurocopa 2024?

Los impuestos más extraños del mundo: Desde arándanos a tirar de la cadena