El turismo de masas es un arma de doble filo para Venecia, ante el riesgo de despoblación

Venecia ha perdido unos 125.000 habitantes desde la década de 1950.
Venecia ha perdido unos 125.000 habitantes desde la década de 1950. Derechos de autor Euronews
Por Luca Palamara
Compartir esta noticiaComentarios
Compartir esta noticiaClose Button
Copia/pega el link embed del vídeo de abajo:Copy to clipboardCopied

Venecia ha perdido unos 125.000 habitantes desde la década de 1950, que se debe principalmente al declive demográfico general de la población italiana, pero también hay otros factores.

PUBLICIDAD

Turistas en góndola deslizándose por las tranquilas aguas de un canal: es la imagen más icónica de Venecia, reconocida en todo el mundo. Sin embargo, menos conocido es el hecho de que el centro histórico de Venecia ha perdido unos 125.000 habitantes desde la década de 1950.

Las cifras cayeron por debajo del umbral simbólicamente importante de 50.000 hace unos meses. Esto se debe principalmente al declive demográfico general de la población italiana, pero también hubo otros factores:

"Básicamente, la tendencia demográfica depende de tres factores importantes", explica Laura Besio, concejala de Servicios a los Ciudadanos. "Primero la tendencia natural de los que nacen y los que mueren, luego una tendencia social, los que se van y los que vienen, y esta es una tendencia positiva en Venecia que hay que destacar, y luego un movimiento interno de residentes dentro del mismo municipio."

Las asociaciones de ciudadanos preocupados temen que Venecia se esté muriendo lentamente y actualizan constantemente en público los cambios en el número de residentes del centro histórico.

"El turismo es un arma de doble filo para nosotros, porque nos hace ganarnos la vida, pero al mismo tiempo quita espacios a los residentes, y cuando digo espacios a los residentes me refiero a viviendas y servicios", dice a Euronews Matteo Secchi, de la asociación Venessia.com.

Para quienes viven aquí, convertir sus casas o pisos en pensiones para turistas es más cómodo que alquilarlos a largo plazo a quienes quieren vivir en la ciudad. El ayuntamiento intenta atajar este problema con viviendas sociales, más servicios escolares y transportes más asequibles para los residentes.

"También es cierto que los datos del registro no son del todo exhaustivos sobre el número real de personas que viven cada día en Venecia, porque hay toda una categoría que no se nos cuenta por no estar domiciliada en la ciudad", añade Besio. 

Se trata de los estudiantes no residentes y los que trabajan en la ciudad pero no tienen aquí su residencia. Se calcula que son unas 10.000 personas.

"La ciudad está compuesta por los que viven en ella 24 horas al día, y es inútil sacar a relucir las cifras de residentes y viajeros que vienen aquí a trabajar, que hacen muy bien en hacerlo, pero no viven la ciudad como nosotros 24 horas al día", concluye Matteo Secchi. 

Desde Venecia, nuestro enviado especial Luca Palamara informa más a detalle:

Sea cual sea la razón, el riesgo de despoblación es un peligro constante para la ciudad de Venecia. El turismo de masas es la principal fuente de su economía, pero también amenaza con convertir esta ciudad en un museo al aire libre, sin el corazón palpitante de sus habitantes.

Compartir esta noticiaComentarios

Noticias relacionadas

El cambio climático, con temperaturas extremas, impone cambios en el sector turístico español

Deje de buscar: estos son los lugares turísticos mejor y peor valorados por sus visitantes

NO COMMENT | Así es el trabajo de búsqueda tras la explosión de la central italiana