Habitante celebrando la llegada del Año Nuevo Lunar.

Año Nuevo Lunar en China, en medio de un rebrote de COVID-19

China celebra el Año Nuevo Lunar con grandes reuniones familiares y multitudinarias visitas a templos, siendo esta la mayor celebración desde que comenzó la pandemia hace tres años. Coincide con la decisión del Gobierno chino de abrir su estricta política de "cero COVID-19", pese a estar registrando un fuerte aumento de los casos de contagios desde octubre. Se calcula que entorno al 80% de los 1 400 millones de habitantes del país se han infectado.

China celebra el Año Nuevo Lunar con grandes reuniones familiares y multitudinarias visitas a templos, siendo esta la mayor celebración desde que comenzó la pandemia hace tres años. Coincide con la decisión del Gobierno chino de abrir su estricta política de "cero COVID-19", pese a estar registrando un fuerte aumento de los casos de contagios desde octubre. Se calcula que entorno al 80% de los 1 400 millones de habitantes del país se han infectado.

El Año Nuevo Lunar es la fiesta anual más importante de China. Cada año recibe el nombre de uno de los 12 signos del zodiaco chino en un ciclo que se repite. Este año es el Año del Conejo. En los últimos tres años, las celebraciones se han silenciado a la sombra de la pandemia. 

Muchos fieles se dirigieron al Templo Lama de Pekín, para ofrecer sus oraciones. El templo budista tibetano admite hasta 60 000 visitantes al día, por motivos de seguridad, y requiere reserva previa.